¿Qué material elegir para tu fachada? Te ayudamos.


Los revestimientos son las terminaciones superficiales de una fachada o pared, otorgándole continuidad a la misma. Las fachadas son el rostro principal de una construcción, el aspecto de las paredes exteriores de una vivienda hace que ésta tenga una apariencia diferente en cuanto a lo estético, esto hace que mejore gracias a los materiales de revestimiento exterior. Si necesitabas decidir con qué material trabajar en tu proyecto, esta nota es para vos.



En esta oportunidad queremos presentarte los diferentes materiales utilizados en el exterior de un inmueble.


A la hora de elegir un revestimiento para paredes exteriores, en aquellos proyectos que encara la empresa, se presta mucha atención a las elecciones que vayan surgiendo al momento de construir, porque éste cumple una doble función. La primera de ellas es dar estética a la fachada de cualquier edificación, que puede darle un estilo moderno, elegante, tradicional (de acuerdo a lo elegido). La segunda es ofrecer una mayor protección a las paredes, lo cual es necesario ya que estas estarán en contacto con las agresiones del medio ambiente, y recordemos que en Ushuaia tenemos todas las condiciones climáticas (incluso en un mismo día, pasamos de lluvia con sol, a nublado y granizo, nieve, viento, agua-nieve y sol de nuevo en cuestión de minutos).


Entonces, la primera condición y una de las más importantes que debe cumplir el revestimiento para paredes exteriores es la resistencia a los cambios climáticos.


En la empresa predominan 5 materiales principales de revestimiento exterior los cuales son utilizados con mayor frecuencia y elegidos de acuerdo a sus propiedades, texturas, forma de colocación. Estos materiales son, la chapa, siding, placa cementicia, piedra y pintura.


Características que debe cumplir un revestimiento exterior de muro:

Es conveniente elegir un material adecuado de revestimiento que reúna los requisitos de resistencia a la humedad, a las variaciones climáticas, a la estanqueidad, con bajo coeficiente de transmisión térmica, elasticidad, resistencia al impacto, protección contra ataques de hongos, de fácil instalación y baja mantención.


CHAPA


La chapa es uno de los materiales más nobles y fiables, hoy en día se ha ganado su lugar, merecidamente, como revestimiento exterior, y cada vez son más las casas y edificios que se revisten con este flexible material. Tiene mil usos y aplicaciones, y su increíble versatilidad la convierte en un material con posibilidades ilimitadas.


La chapa se produce con acero, esto hace que sea más liviano, resistente y durable. Se somete a un proceso llamado laminado en frío, que consiste en pasar una lámina de acero por unos rolos, aplicando presión donde la lámina de acero avanza, se pliegan y producen las formas de las típicas canaletas en la chapa acanalada y trapezoidal.


Para evitar que el acero se oxide, existen dos tipos de tratamientos. Uno consiste en aplicar en ambas caras una capa de cinc, proceso que se conoce como galvanizado. El otro tratamiento consiste en revestir ambas caras con una capa de cinc y aluminio. El galvanizado convierte a la chapa extremadamente resistente a la corrosión y a las adversidades del clima. Finalmente, la chapa se comercializa en distintos espesores.


El típico color plateado de la chapa galvanizada no es la única opción. En el mercado podemos encontrar chapas pre pintadas, de distintos colores y con distintas canaletas. El revestimiento de pintura aplicado comprende un tratamiento anticorrosivo y una pintura de terminación, que consiste en un recubrimiento orgánico.


En conclusión, la chapa es una excelente opción como revestimiento exterior por sus ventajas y beneficios:


  1. Es el revestimiento más económico. Su costo por metro cuadrado es menor en relación a otras alternativas.

  2. Se instala con mayor facilidad, reduciendo así el costo de la mano de obra.

  3. Se instala con mayor velocidad, abreviando así los tiempos de obra.

  4. Es libre de mantenimiento, ya que no requiere ser pintada como una fachada tradicional.

  5. Tiene la mejor vejez, porque no se deteriora con el paso del tiempo.

  6. Es 100% reciclable. No sólo se produce con un material reciclado como el acero, sino que tiene valor de reventa, incluso cuando llega al fin de su vida útil.


SIDING

El siding es un revestimiento compuesto por tablas producidas con una mezcla de cemento, sílice y fibras de celulosa seleccionadas, que imitan en su textura, relieve y color a las vetas de la madera natural (cedro), aunque también viene con superficie lisa. Su fraguado es autoclave (sometida a alta presión, humedad y alta temperatura) garantizan una excelente estabilidad dimensional, resistencia a los impactos, durabilidad y desempeño.


Las tablas se superponen una sobre otra de tal manera que las uniones entre tablas quedan ocultas, impidiendo a su vez el paso del agua. Las tablas se pueden pintar con pintura, lacas o barnices, de modo que se puede lograr el color y la terminación que se desee. La medida básica es de 3.600 x 200 mm., de espesor 6, 8 y 10 mm.


El Siding se puede combinar de tal manera que los distintos colores y anchos de tablas se combinen para destacar la casa.


Se destaca su bajo mantenimiento, la facilidad de su instalación, su menor costo en relación a una placa cementicia, su resistencia a la humedad y su incombustibilidad.


En resumen, el siding resulta una alternativa atractiva como revestimiento exterior cuando se pretende adornar la casa con la belleza y calidez de la madera, pero sin el mantenimiento adicional que la misma exige y la mala vejez que tiene a lo largo del tiempo. La posibilidad de instalar las tablas tanto vertical como horizontalmente, de pintarlas del color que se imagine y de combinarlas para embellecer las fachadas con otros revestimientos, como piedra y madera, hacen del siding un revestimiento flexible y adaptable.


En conclusión, el siding también es una buena opción como revestimiento exterior por sus ventajas y beneficios:

  1. Excelente durabilidad y bajo mantenimiento.

  2. No se pudre ni se oxida.

  3. Inmune a las plagas y los insectos.

  4. Incombustible.

  5. Resistente a la intemperie y humedad.

PLACA CEMENTICIA


Este tipo de revestimiento exterior es el más parecido a la construcción tradicional. Consiste en aplicar una tabla de cemento a la fachada, que hace de revoque grueso en construcción convencional. La placa de cemento viene en diferentes espesores: 6, 8, 10 y 15 mm. Se fabrica de 1,20 metros de ancho por 2,40 metros de alto. Se fija mediante tornillos.


Las uniones entre placas se toman con una cinta tramada de fibra de vidrio y masilla para exterior. La placa de cemento es fabricada con cemento Portland en su núcleo, y laminada con una malla de fibra de vidrio polimerizada en ambas caras. Proporciona una base sólida para recibir azulejos, cerámicos, losetas y mosaicos de cerámica, mármol, piedra y ladrillo, así como acabados en pintura o texturados.


Por su parte, las placas cementicias o fibrocemento son aquellas producidas por una mezcla homogénea de cemento y fibras de celulosa y refuerzos orgánicos.


Gracias a sus componentes, ambas placas ofrecen beneficios o ventajas como material de revestimiento, las cuales son:

  1. Resistentes a la humedad y al fuego.

  2. Grandes aislantes térmicos y acústicos.

  3. Versátiles y fáciles de colocar.


PIEDRA

También se puede aplicar revestimientos decorativos de piedra laja, rajas de madera, que embellecen las fachadas.


Es un elemento con muchas características por lo que optamos por detallar las propiedades que destacan a la piedra:


Durabilidad. La piedra natural es un producto muy resistente y duradero, de forma que se convierte en un material de construcción muy valioso con el tiempo. Su apariencia se mantiene a lo largo de los años sin deterioro, ahorrando así costes de mantenimiento.


Reutilizable. Es, precisamente la propiedad anterior la que confiere a la piedra esta característica y lo convierte en el material de construcción sostenible por excelencia ya que su vida útil no tiene por qué terminar con la del edifico, sino que se puede reciclar y colocar en otra nueva construcción.


Inercia térmica. Una de las características más destacadas de este material es que, posee una elevada inercia térmica, lo que lo convierte en un gran aislante que proporcionará un importante ahorro en calefacción y refrigeración, elevando de manera importante la eficiencia energética de la vivienda.


Aislamiento acústico. También la piedra natural se convierte en un buen aislante para amortiguar los sonidos exteriores.


Versatilidad. Permite multitud de aplicaciones en todo tipo de proyectos: se adapta tanto a interiores como exteriores y se puede instalar en la fachada, en paredes y en suelos.


Variedad estética. La piedra natural ofrece una amplia variedad de texturas y colores, lo que la hace perfecta para cualquier ambiente y espacio. Los tonos pueden ir desde los más claros hasta los más oscuros, y los acabados pueden ser pulidos, rústicos, naturales, etc. Además, tiene un punto de exclusividad, porque ninguna piedra es igual a otra. Cada piedra es única y atemporal, dotando a los proyectos de un aspecto noble e inimitable.


Integración arquitectónica. A nivel paisajístico, podemos conseguir que la vivienda se integre totalmente con el entorno, como algunos de los ejemplos que os mostramos en el post 6 casas mimetizadas con la naturaleza.


Ignífuga. La piedra natural es totalmente ignífuga. Además de ofrecer una total seguridad contra incendios en fachadas exteriores, permite su utilización en aplicaciones para fuentes de calor del interior de la vivienda.


Las piedras se clasifican según sean naturales o artificiales, entre las piedras naturales podemos encontrar el granito; calizas; mármol; laja.


Ventajas de las Piedras Artificiales:

  1. Pueden colocarse en alturas debido a su peso ligero.

  2. Disminuye el peso total de la obra construida.

  3. No requieren mucho mantenimiento.

  4. El color de las piedras artificiales es resistente y no se deteriora con el tiempo.

  5. Existe variedad de colores y tipos.

Instalación:

Para colocar las placas, se ubican en la posición definitiva, alineándolas en forma horizontal y vertical, luego se efectúan los anclajes al muro por medio de tornillos, finalmente se cubren las uniones entre cada placa y sobre los tornillos con masilla.


PINTURA

El mantener pintada la fachada y todas las partes exteriores de una vivienda es importante, no solamente por una cuestión estética, sino que también para prolongar el buen estado de la superficie base.


Que los muros permanezcan durante los años sin un recubrimiento que proteja sus componentes favorecerá su deterioro, provocando grietas, humedades y desprendimientos. El mantenimiento de la superficie exterior en condiciones ahorrará trabajos de restauración más profundos en el futuro.


No es conveniente aplicar una pintura interior en exteriores, la misma no cuenta con los componentes necesarios para brindar una buena protección, y la durabilidad será mucho menor. Los productos que pueden ser aplicados para mantener el buen estado de la superficie son muy variados.


Algunas de las ventajas que destacan al utilizar la pintura son:


  1. Son anti-moho y no ceden ante los altos niveles de humedad (antihumedad).

  2. Impermeabilidad: a fin de evitar filtraciones de agua hacia el interior

  3. Transpirabilidad al vapor de agua: deja pasar la humedad a través de sus poros.

  4. Protección resistente a exposición solar.

  5. Buena adherencia sobre diferentes superficies.

Estas son algunas de las principales propiedades que debe tener una pintura para exteriores, pero hay muchas más como la durabilidad, la resistencia o la facilidad de aplicación.


En conclusión, el revestimiento es más que una capa que cubre y viste una superficie. No solo aporta textura, color y protección, sino que tiene una función que va más allá de lo estético. Si bien el exterior dice mucho del interior de una propiedad porque es la cara visible, la presentación de la unidad, el revestimiento protegerá y conservará los muros. Recordemos que las paredes son las que sufren el paso del tiempo y las condiciones climáticas, por lo que es muy importante la elección del material más allá del gusto personal.


Confiamos que luego de leer esta nota puedas evaluar y analizar la cantidad de opciones y elegir para tu proyecto la combinación perfecta entre las ventajas del material y tu gusto personal.

Contacto

Dirección: Leandro N. Alem 1065.

Teléfono: 2901 433554.

Celular/WhatsApp: 2901649424.

E-mail: info@comslar.com

Ushuaia, Tierra del Fuego, Arg.

© 2020 hecho por Grupo Comslar.